Elija un idioma principal para aprovechar al máximo nuestras páginas de la sección Artículos:
English 日本語 Español Português

Hemos realizado muchas mejoras en las páginas de la sección Artículos. ¡Por favor, envíe sus comentarios a editor@DiscoverNikkei.org!

Kizuna: Historias Nikkeis del terremoto y tsunami de Japón

A 3 años del Gran Sismo de Japón Oriental (Tohoku): Entrevista al Presidente de Nanka Miyagi Kenjin Kai*, Sr. Yoshihito YONEZAWA - 1º Parte

“Sentí la gratitud por los gestos de solidaridad y pensé en hacer lo que se podía hacer”

El Gran Sismo y Tsunami de la región de Tohoku (Nordeste y Este de Japón) ha sido un hecho sin precedentes y desde aquel 11 de marzo de 2011 han pasado casi tres años. Desde los primeros momentos de esa catástrofe el mundo entero se solidarizó con Japón y los paisanos de la Prefectura de Miyagi de California Sur también, pues de manera inmediata bajo la dirección del Presidente de la asociación, el Sr. Yoshihito YONEZAWA, emprendieron una colecta de donaciones.

Aun hoy hay personas que están refugiadas o ubicadas fuera de sus domicilios aunque la reconstrucción está en camino. A casi 3 años del suceso, le preguntamos a YONEZAWA sobre lo que siente y piensa.

Desde el día siguiente recibimos donaciones y nos movilizamos

Imagen de la ciudad de Ishinomaki, Prefectura de Miyagi, donde aparecen los daños después del sismo-tsunami.

Los paisanos oriundos de Miyagi iniciaron la colecta en favor de los damnificados desde el día siguiente al sismo:

“Colocamos un mensaje en la website y solicitamos donaciones y la reacción fue inmediata, pues desde todo el país, empezando por Nueva Georgia, Oklahoma, Washington y Texas, nos enviaron cheques. En algunos casos, nosotros mismos hemos ido a recoger esas donaciones, pues algunos querían verificar que realmente se trataba de algo serio dado que algunas instituciones no siempre rinden cuenta del uso que se da. Muchos me decían que si realmente esa ayuda llegaba a los damnificados harían la contribución en dinero efectivo. De nuestra parte, abrimos una cuenta bancaria solo para ese objeto y deducido la comisión bancaria hemos podido recaudar 160.000 dólares en donaciones”.

Estas contribuciones llegaron por correo en un cheque y en algunas ocasiones los directivos fueron a recogerlo personalmente y también colocaron una caja para donaciones en los eventos de la comunidad nikkei donde cualquier persona podía depositar dinero. Yonezawa dice:

“Hemos ido a los Festivales de Verano o de Tanabata (Fiesta de las Estrellas del 7 de Julio) organizados por entidades como la Orange County, Shinsengumi, Bridge USA, etc. Para esas ocasiones hemos confeccionado camisetas de 15 dólares para donar una parte de las ventas”.

Acerca de los episodios más relevantes YONEZAWA me comenta manteniendo el anonimato del que fue protagonista de este hecho:

“Una persona nos llamó que quería donar té, equivalente a 5 millones de yenes. Le pregunté por qué ese gesto y este señor me señaló que cuando su provincia sufrió una catástrofe similar nuestra asociación hizo una donación. Que estaba muy agradecido por ese gesto y que quería retribuir con esa donación”. Inmediamente, Yonezawa tomó contacto con la Prefectura de Miyagi y coordinó que llegasen ese volumen de té en dos tandas, en dos días diferentes para facilitar la recepción y posterior reparto: “Me notificaron que los damnificados estaban muy contentos con el sabroso té que le habíamos enviado desde Estados Unidos”.

Aún estando lejos, para que las ayudas llegasen bien a destino, YONEZAWA coordinó toda la tarea para cumplir con el objetivo que muchos le habían encomendado. Y recuerda este hecho de la siguiente manera:

“Ese sentimiento de donar té ha sido muy grato y yo mismo me sentí agradecido por ese gesto. Esa persona quiso retribuir lo que antes había recibido. También hubo personas que donaron 1.000 dólares de su bolsillo, siendo que es una cantidad muy importante de dinero. Esa persona también me dijo que hacía mucho tiempo había sido objeto de un gesto solidario mío. La verdad, no recordaba bien en qué momento de mi vida había sido pues en mis más de 50 años en los Estados Unidos he tenido situaciones difíciles, pero es que todos en algún momento hemos sufrido penurias. Será por eso que en esta ocasión yo también quise hacer algo para aminorar el sufrimiento y contribuir a los damnificados del sismo”.

Retribuir al abogado que me ayudó en su momento

Este sentimiento de gratitud que manifiesta YONEZAWA en realidad viene de hace casi 60 años atrás cuando llegó a los Estados Unidos en un vuelo del entonces aerolíneas Pan American.

En los cincuenta trabajaba en la Prefectura de Miyagi como ingeniero agrónomo pero por solicitud de su tío paterno que administraba una quinta agrícola en Imperial Valley de California, decide emigrar en 1956. Recuerda de la siguiente manera:

“Cargamos combustible en la Isla Wake y luego también en Hawaii. Antes de llegar a los Estados Unidos, un dentista nikkei que conocí en el avión muy amablemente me ayudó a escribir la tarjeta migratoria. Le expliqué que traía bastante ropa para los hijos y nietos de mi tío y que tenía miedo de que sea considerado con fines comerciales. Entonces, este médico me dijo que declare que es “el uniforme de trabajo o de fagina para las tareas agrícolas de los nikkeis y que son necesarios”. Y así pude pasar sin inconveniente por Migraciones y Aduana.También recuerdo que en el Aeropuerto de Hawai teníamos que esperar unas cuatros horas y el mismo dentista nikkei me invitó a salir fuera del aeropuerto para pasear un poco. Sin embargo, como yo no entendía nada y podía causar molestias a él le manifesté que preferería quedarme dentro. Entonces, él también se quedó conmigo e incluso me invitó un helado de crema, un gesto y una alegría que aun hoy no puedo olvidar”.

Luego, YONEZAWA después de trabajar dos años en la quinta de su tío se trasladó a Los Angeles donde pudo sentir nuevamente la sensibilidad y el apoyo de mucha gente.

Cuenta, “Un abogado oriundo de Okinawa llamado Gongoro NAKAMURA realizó el trámite de mi visado de permanencia y cuando quise pagar sus honorarios él no quiso aceptar. Le pregunté por qué razón, y me contestó que si me iba a quedar en la comunidad nikkei que hiciera lo que pueda por aquellos que me iban a seguir o llegar posteriormente”.

Estas palabras del Dr. Nakamura le quedó muy grabado en su memoria y cuando Yonezawa se jubiló de la empresa UPS decidió aceptar el cargo de Presidente de la Asociación Miyagi Kenjin Kai. 

2º Parte >>

* Nota: Paisanos de la Prefectura de Miyagi que residen en California Sur

 

© 2014 Keiko Fukuda

california JPquake2011 Kenjin Kai kenjinkai Los Angeles Nanka Miyagi Kenjinkai Post Disaster Reconstruction tanabata Yoshihito Yonezawa

Sobre esta serie

En japonés, “kizuna” significa fuertes lazos emocionales.

Estas series comparten las reacciones y perspectivas de los Nikkeis tanto en forma individual y/o comunal en el Gran Terremoto de Tohoku Kanto ocurrido el 11 de marzo de 2011 y el tsunami como también otros impactos- esfuerzos de colaboración o cómo afectó lo sucedido y sus sentimientos hacia el Japón.

Si quieres compartir tus experiencias, ver la página de instrucciones para enviar un artículo. Recibimos artículos en inglés, japonés, español y/o portugués. Estamos buscando diferentes historias alrededor del mundo.

Creemos que estas historias brindan consuelo a las víctimas en Japón y en el mundo, y esto resulta ser una cápsula de tiempo de reacciones y perspectivas de nuestra comunidad Nima-kai en el futuro.

* * *

Hay diferentes organizaciones y fundaciones en el mundo que colaboran con Japón. Nos puedes seguir enTwitter @discovernikkei para los diferentes eventos y acciones Nikkei o chequear en la sección Eventos. En caso de colocar un evento de beneficencia favor agregar la etiqueta “JPquake2011” para que aparezca en los eventos relacionados con el terremoto en Japón.